lunes, 15 de septiembre de 2008

Prométeme...


El viento te remueve los pensamientos, como un árbol en medio de un vendaval de sentimientos.

Las manos, ya cansadas de apretar tuercas que alguien vuelve, incansablemente, a robar.

El negro del cielo es solo circunstancial. Y esperas que los minutos sigan su curso, como cuando te sientas en la parada del autobús a sabiendas que falta poco para que se asome por la esquina. Sin prisa pero sin pausa.

Notas la presión de la sangre en las venas y el calor que desprende la piel. La misma que huele a sueños y embrujos. La misma que muchos tocan pero pocos sienten.

Y esa mirada que grita, mucho y muy alto. Pero que casi nadie escucha.

Tendrás que pintar graffitis en las paredes del alma, acariciar rocas más adherentes o echar a correr por la autopista que tan bien sabes intuir.

Te espero dónde siempre. Pero no dejes de soñar.

7 comentarios:

bahhia dijo...

Te espero donde siempre. Me encantan esas complicidades.

Y sigamos entretanto soñando.

bss.

Javi dijo...

Sin comentarios, lo acabo de leer dos veces, ¿de dónde sacas ese fluir de palabras que provocan esas montañas de sensaciones?
Cuantos regalos de buen escribir en tu blog!
Sigue escribiendo que seguro seguiremos leyendo...

Calfred dijo...

Una criptopoeta palíndroma me dijo una vez que no desencriptara sus poemas, que estaban hechos simplemente para ser disfrutados.

Pues vale, no desencripto.

La versión B. en prosa poética tampoco la entiendo pero la disfruto.

Déjate de Patis Blascos y no seas tan perezosa, queremos un texto tuyo cada semana.

Yo destaco, si me permites, lo que me evoca esta frase:

Las manos, ya cansadas de apretar tuercas que alguien vuelve, incansablemente, a robar.

Muy melancólica. Buena.

Becki dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Becki dijo...

BAHHIA: Las complicidades... tejen hilitos invisibles entre las almas... eso es, sigamos soñando... sigamos sintiendo!

JAVI: Fluidez de palabras? gracias, compañero... :) Seguiré escribiendo... no te preocupes!

Tu, mienstrastanto, sigue subiendo tan arriba como lo haces... y cuentanoslo! ;)

CALFRED: No desencriptes, K... hay veces que no hace falta mirar más allá... porqué no hay "más allá", jaja!!!!

Texto mío cada semana? a ver si os váis a viciar!! Y tu ya tienes demasiados vicios, juasjuas!!!

Gracias por leerme con tanta atención... y por "cargar" conmigo este finde ;)

Maktub dijo...

Todo el post es genial, sobre todo el final, pero me quedo con esto:

Notas la presión de la sangre en las venas y el calor que desprende la piel. La misma que huele a sueños y embrujos. La misma que muchos tocan pero pocos sienten.

Brutal.
Me encanta :)
Eres una crack y quien te inspira... debe serlo igual.
Bss!

Becki dijo...

MAKTUB: Gracias por lo de crack... si me vieras escalando no dirías lo mismo, juajuajua!!!! :)

Aún así... se agradece que os guste lo que escribo. Eso anima a escribir y a mejorar...

Y quién me inspira sois vosotros, allí dónde estéis, aunque sea lejos... ;)

Un beso desde tierras catalanas!